miércoles, 20 de junio de 2018

Dentistas debaten sobre el nuevo reglamento europeo de protección de datos [Implantes Dentales en tu Ciudad]


El Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), que entró en vigencia el 25 de mayo, es un nuevo marco normativo con el objetivo fortalecer y unificar la protección de datos en todos los países de la Unión Europea.

"Por la actividad que regula, este reglamento incide en casi todas las empresas que prestan servicios en el continente, incluyendo las clínicas dentales", señalan desde la clínica dental en Alcalá de Henares Saludalia Dental.

Una de las figuras que introduce el reglamento es el Delegado de Protección de Datos o DPO, por sus siglas en inglés, que los colegios profesionales están obligados a incluir en su equipo, así como los centros asistenciales, porque su actuación será necesaria cuando se requiera el tratamiento de categorías especiales de datos a gran escala.

"Las empresas, sobre todo del sector sanitario, deben hacer un análisis del volumen de datos tratados, número de afectados y ámbito geográfico, aunque sería recomendable la designación de un DPO en aras del cumplimiento de la nueva regulación", señalan diferentes especialistas de clínicas dentales en Alcalá de Henares.

El reglamento permite que este delegado sea compartido: "El delegado de protección de datos podrá actuar por cuenta de (…) asociaciones y otros organismos que representen a responsables o encargados", siempre y cuando las segundas instituciones se adscriban de forma voluntaria a dicho DPO.

Por su parte, el presidente del Consejo General de Dentistas y de la Fundación Dental Española (FDE), Óscar Castro Reino, ha dicho que la entrada en vigor del nuevo Reglamento General de Protección de Datos tiene una importante repercusión en el ámbito sanitario, afectando especialmente a los pequeños y medianos centros y establecimientos sanitarios por comportar ciertas obligaciones que serán más fácilmente asumibles por las estructuras de funcionamiento de grandes empresas o cadenas marquistas.

En un taller sobre la "Incidencia del nuevo reglamento europeo de protección de datos sobre el sector sanitario: obligaciones y sanciones" que moderó en el Colegio Oficial de Médicos de Madrid, Castro Reino, el reto para el clínicas y dentistas, recordó que en 2004 se elaboró el Código Tipo de Tratamiento de Datos de Carácter Personal para Odontólogos y Estomatologos, que ya establecía una línea clara de actuación y ahora será adecuado a las nuevas normas del reglamento europeo.

"Al final, entre las novedades del RGPD está la dotación a los ciudadanos de derechos y herramientas con las que proteger y facilitar la gestión de sus datos, por esos en las clínicas dentales hay que cumplir con la nueva ley", señalan desde esta clínica dental de Alcalá de Henares.

Por ejemplo, con la portabilidad, las personas podrán obtener una copia de sus datos en un formato estructurado y legible mecánicamente; pueden solicitar a que no se realice tratamiento con respecto a una parte de sus datos personales si se dan las circunstancias para ello; y debe ser notificado de violaciones de seguridad dentro de las 72 horas del hecho, por parte del responsable del tratamiento.