El dominio consultadental.es esta en venta, si te interesa escriba a este e-mail.

martes, 20 de agosto de 2019

Una boca saludable para tu pequeño [Dentistas Alava]


Una boca saludable para tu pequeño

8 razones para dejar de fumar ahora mismo [Dentistas Alava]


8 razones para dejar de fumar ahora mismo

7 consejos para cuidar tu salud oral en verano [Dentistas Alava]


7 Consejos para cuidar tu salud oral en verano

¿Cuál es la relación entre hidratación y salud bucodental? [Dentistas Alava]


¿Cuál es la relación entre hidratación y salud bucodental?

El blanqueamiento dental siempre debe realizarse bajo la supervisión de un dentista [Dentistas Alava]


El blanqueamiento dental siempre debe realizarse bajo la supervisión de un dentista

El blanqueamiento dental es un proceso sanitario que debe realizarse bajo la supervisión de un dentista [Dentistas Castellón]


blanqueamiento

Madrid, 20/08/2019.- Las redes sociales y los medios de comunicación muestran continuamente personajes famosos con sonrisas blancas y perfectas, lo que ha convertido al blanqueamiento dental en uno de los tratamientos odontológicos más solicitados en las consultas.

El blanqueamiento dental es un tratamiento de odontología estética cuyo objetivo es hacer que estos adquieran una tonalidad más clara y brillante. El presidente del Consejo General de Dentistas, Óscar Castro, explica que la población debe concebir el blanqueamiento dental como un proceso sanitario que tiene que ser realizado bajo la supervisión de un dentista. "Antes de someterse a este tratamiento, hay que hacer una revisión bucodental al paciente para descartar cualquier patología, como caries o problemas en las encías".

Además, señala que "el dentista debe estar capacitado para manejar los agentes blanqueadores que se utilizan -peróxido de hidrógeno y peróxido de carbamida- siguiendo un protocolo adecuado de diagnóstico, planificación del procedimiento y mantenimiento de los resultados". Del mismo modo, el profesional tiene que conocer las contraindicaciones y posibles riesgos para comunicárselos al paciente, por ejemplo, alteraciones gingivales y sensibilidad dentaria.

¿Por qué se oscurecen los dientes?
Una higiene oral deficiente y el consumo de determinados productos pueden alterar la tinción dental. Así, pueden surgir:

-Las manchas intrínsecas o endógenas, provocadas por ciertos medicamentos, deficiencias vitamínicas, fluorosis, golpes, fracturas, etc.

-Las manchas extrínsecas o exógenas, que se producen por el contacto con pigmentos de bebidas como el vino, té, café o el consumo de tabaco. Asimismo, algunos colutorios y pastas dentífricas con clorhexidina pueden teñir los dientes.

Tipos de blanqueamiento dental
- El que se realiza en la consulta del dentista: el profesional aplica el agente blanqueador, pudiendo ser activado por una fuente de luz. Tras comprobar que la boca está sana y realizar la profilaxis adecuada, se aísla la zona a tratar para evitar que el agente blanqueador entre en contacto con las encías. Se trata de un método muy eficaz.

– El que se lleva a cabo en el domicilio bajo la supervisión del dentista: al igual que en el tratamiento anterior, se hace una revisión y profilaxis antes del blanqueamiento. En este caso, el agente blanqueador se aplicará en una férula hecha a medida para el paciente. Éste realizará el tratamiento en su domicilio, pero siguiendo las indicaciones del dentista.

Después de este tratamiento, Castro recomienda seguir una "dieta blanca" durante los primeros días, ya que aumenta la porosidad del esmalte y los dientes pueden adquirir pigmentos no deseados. No se debe fumar ni tomar alimentos como la zanahoria, tomate, arándanos, moras, chocolate, etc., ni bebidas como café, té o vino tinto. Además, hay que extremar la higiene dental. "El dentista dará al paciente las pautas necesarias que se deben seguir al terminar el tratamiento", apunta.

El presidente del Consejo de Dentistas concluye destacando que una dentadura sana y cuidada mejora la imagen personal, pero la obsesión por unos dientes blancos puede derivar en blancorexia "que lleva a los pacientes a realizarse blanqueamientos dentales con mucha frecuencia y sin la supervisión de un dentista. Las consecuencias de esta adicción pueden ocasionar gingivitis, hipersensibilidad dental e incluso la pérdida de los dientes. La población debe ser consciente de que los dientes no son de un color blanco puro, sino de un tono marfil que, además, depende de factores genéticos y del estilo de vida de cada persona".


viernes, 16 de agosto de 2019

La anemia aumenta el riesgo de infecciones bucales [Dentistas Santa Cruz de Tenerife]


De forma general, la anemia provoca que el cuerpo no pueda producir suficientes glóbulos rojos sanos, lo que afecta al suministro de oxígeno a los tejidos y, entre ellos, a la boca. El hierro es fundamental para nuestra salud bucodental, por lo que su déficit aumenta el riesgo de infecciones bucales. De hecho, la repetición de estas puede alertar al dentista de que el paciente quizás tenga una anemia no diagnosticada.

La falta de hierro se asocia a una bajada en las defensas de la boca, de ahí el aumento del riesgo de infecciones y una mayor incidencia de enfermedades en las encías. El Colegio de Dentistas de Santa Cruz de Tenerife recomienda informar al odontólogo si se padece esta dolencia, ya que, además de pautar unas medidas de higiene oral diaria básicas, éste lo tendrá en cuenta a la hora de realizar determinados tratamientos.

Efectos en la lengua

En función del tipo de anemia sufrida, la lengua podrá presentar un aspecto más pálido y más rojo de lo normal. Además, puede inflamarse e irritarse, hasta llegar, incluso, a provocar ardor y/o dolor. Esta conocida como glositis puede advertir al dentista de la existencia de un déficit de hierro. También es posible que aparezcan boqueras, fisuras o grietas en las comisuras de los labios.

Recomendaciones

Aunque dependerá de cada caso y del tipo y origen de la anemia presentada, el dentista recomendará al paciente una serie de medidas de prevención, sobre todo dirigidas a evitar las frecuentes infecciones bucales. De ahí que la higiene diaria bucodental sea fundamental, sin olvidar el cepillado de la lengua con un raspador específico y el uso de cepillos interdentales que complementen al tradicional.

Por otra parte, es muy importante cumplir el calendario de visitas pautado por el dentista, para que pueda detectar a tiempo posibles focos infecciosos y eliminarlos.

 

 


martes, 13 de agosto de 2019

Siete consejos para cuidar tu salud oral en verano [Dentistas Castellón]


consejos salud oral verano

Madrid, 13/08/2019.- En verano es habitual comer fuera de casa, consumir más bebidas carbonatadas y se suelen olvidar o relajar los hábitos de higiene bucodental. El Consejo General de Dentistas de España y la Fundación Dental Española recuerdan que la salud oral no debe descuidarse en la época estival y aconsejan lo siguiente:

1. Permanece hidratado: beber mucha agua para estar continuamente bien hidratado es fundamental para contrarrestar la pérdida de líquidos que se produce a través de la sudoración. La sensación de boca seca es el primer signo de deshidratación.

2. Come sano: las altas temperaturas aconsejan más que nunca consumir frutas, verduras y pescados en abundancia y reducir el aporte de carnes, salsas y comidas copiosas.

3. Evita las bebidas carbonatadas: en verano, su consumo se dispara. Tómalas con moderación porque dañan tus dientes debido a la cantidad de azúcar que tienen. Además, la mayoría son ácidas y pueden perjudicar el esmalte dental.

4. Precaución con el deporte: en vacaciones es el momento en el que solemos practicar más deporte, por eso en verano es cuando más traumatismos dentarios se producen. Si vas a practicar deportes de contacto, no olvides ponerte un protector bucal y recuerda que, en caso de traumatismo, es necesario acudir urgentemente a un dentista.

5. Cuida tu higiene bucodental: estamos de vacaciones, pero nuestra boca no. Continúa con tu rutina de higiene bucodental, cepillándote los dientes, al menos, dos veces al día (durante 2 minutos cada vez) con pasta fluorada y limpiarte con seda o cepillo interdental por la noche.

6. Mastica chicle sin azúcar: sobre todo en aquellos momentos en los que no te sea posible cepillarte los dientes. Mascar chicle produce saliva y ayuda a la limpieza, aunque nunca sustituye al cepillado.

7. Cuidado con el cloro:  si practicas natación de manera profesional o pasas muchas horas en la piscina, debes saber que el cloro altera el pH de la boca, favoreciendo la desmineralización de los dientes. Para evitar este efecto, cepíllate los dientes con pasta con flúor y, si lo indica el dentista, usar un colutorio específico.

Disfruta de tu verano. Piensa en tu boca, cuida de tu salud.


domingo, 11 de agosto de 2019

El primer diente que se nos fue [Salud bucal infantil]


Era un día más en el parque. Marina leía una revista en un banco mientras su hija, Esther, jugaba en un balancín con sus amigas. De repente, la niña se dirigió a todo correr junto a su madre.

– Mamá, ¡Se me mueve un diente! – gritaba emocionada Esther.

– ¿Te has dado un golpe? – se preocupaba Marina.

– Noo, ¡Se ha empezado a mover solo! – decía la niña.

– A ver que te mire… Eso es que te estás haciendo mayor y se te va a caer… ¡Cómo todos los demás! – bromeaba la madre, ante la mirada aterrada de la pequeña.

Al llegar a casa, Marina bañó a Esther, la acostó y se puso a leer un rato. No pensó más en el asunto del diente hasta que llegó su marido Ángel del trabajo. Aunque ir al parque era uno de sus planes preferidos del fin de semana, no pudo acompañarlas porque ese día tenía una reunión importante – Cómo pasa el tiempo… Y pensar que cuando tenía siete meses empezaron a salirle los dientes… Y el primero que le salió ya está moviéndose y a punto de caerse – le contaba Marina con melancolía – ¿Por qué tiene que pasar todo tan rápido?

Lo habitual es que los dientes comiencen a caerse a partir de los seis años y Esther acababa de cumplir cinco. A Marina le parecía que todavía era muy pequeña para que le salieran los dientes definitivos y estaba convencida de que el movimiento se debía a algún golpe, pero cuando miró su boca detenidamente pudo ver que ya le estaban saliendo sus primeras muelas. Así que estaba claro, el ratoncito Pérez estaba a punto de llegar.

Preocupados por la rapidez con la que avanzaba la dentadura de Esther, Ángel y Marina consultaron con su dentista. La especialista les tranquilizó y les explicó que los niños a los que les salen antes las piezas de leche, también suelen ser los primeros en perderlas. La boca de su hija estaba perfectamente sana.

Viendo la rapidez a la que avanzaba la dentadura de su hija y que el diente se podía caer de un momento a otro, Ángel salió a la calle para acercarse a una de las tiendas preferidas de la niña y comprarle un detalle. – ¿Cuánto tarda en caerse un diente desde que empieza a moverse? ¿Dos días? ¿Un mes? – se preguntaba en su cabeza. Lo que tenía claro es que no quería que le pillara desprevenido.

Y se hizo de rogar. Había pasado casi un mes y sus padres ya no se acordaban del dichoso diente. Hasta que una tarde en la que estaban los tres en el parque, Esther se acercó a ellos con la sonrisa incompleta.

– Mamá, papá, ¡mirad!

– ¿Qué es eso? – decía Ángel intentando ver lo que tenía en la mano.

– Se me ha caído el diente – reía Esther abriendo la boca de par en par y evidenciando la ausencia de uno de sus dientes.

– Ay mi niña, ¡qué mayor! – contestaba Marina.

¡Menudo espectáculo! Allí estaban todas sus amigas, que querían verlo porque era la segunda de la clase a la que se le caía. Era la novedad. Esa noche se metieron los tres a la cama totalmente emocionados porque iba a venir el Ratoncito Pérez. Ángel y Marina, como siempre que venían 'seres mágicos' a traer regalos, estaban nerviosos por si les pillaban con las manos en la masa. Por la mañana, cuando se despertó, lo primero que hizo fue ir a la habitación de sus padres a enseñarles el regalo que le había dejado el ratoncito Pérez.

El siguiente diente cayó unas semanas después, pero el acontecimiento no fue tan tranquilo como el primero. Estaban viendo un espectáculo de ballet cuando, no se sabe cómo, Esther se arrancó el diente. Aquello empezó a sangrar, ella se puso nerviosa y rompió a llorar. Afortunadamente, se relajó rápido y dejó de sangrar. Esa misma noche Pérez volvió. Un mes después, la boca de Esther seguía desdentada, aunque ya empezaban a despuntar los nuevos dientes.

La entrada El primer diente que se nos fue se publicó primero en PHB.


lunes, 5 de agosto de 2019

Destruyendo mitos… Los dentistas, entre los graduados que menos ganan [Dentistas Leon]


REPORTAJE PUBLICADO EN 'EL CONFIDENCIAL' (5-8-2019) "Chasco sanitario: dentistas, podólogos o fisios, entre los graduados que menos ganan" El chasco sanitario: dentistas, podólogos o fisios, entre los graduados que menos ganan Aún corre el mito del dentista que, poco después de graduarse, ya está forrado. Un nuevo estudio muestra que en España varios grados sanitarios […]

Los bebés y las personas mayores tienen más riesgo de padecer candidiasis oral [Dentistas Santa Cruz de Tenerife]


La cándida albicans es un hongo cuya presencia en nuestra boca es normal y frecuente. El problema es cuando prolifera en exceso debido a diferentes factores, el más común una bajada de las defensas. Los bebés y las personas mayores son las que más riesgo tienen de padecer candidiasis oral, junto a pacientes con el sistema inmunitario inhibido o que padecen determinadas enfermedades. También puede estar provocada por la ingesta de determinados medicamentos y son factores de riesgo una mala higiene oral, no cuidar la limpieza de las dentaduras postizas o sufrir sequedad bucal.

El Colegio de Dentistas de Santa Cruz de Tenerife recomienda acudir al odontólogo siempre que se encuentren manchas blancas en la lengua y/o interior de las mejillas o lesiones ligeramente elevadas. En determinados casos, estas manchas pueden alcanzar las encías o extenderse por amígdalas o parte posterior de la garganta. El dentista realizará el diagnóstico adecuado y/o solicitará pruebas complementarias o derivará al paciente a otros médicos, con el fin de determinar si existen otras patologías tras la infección micótica.

Otros síntomas de la candidiasis oral son enrojecimiento, ardor o inflamación, que pueden ocasionar una dificultad en la deglución, el sangrado si se frotan las lesiones, el enrojecimiento o la aparición de grietas en las comisuras, una sensación algodonosa en la boca o la pérdida del gusto, entre otros.

Lactantes

Los bebés que están sufriendo los efectos de una candidiasis oral pueden presentar problemas para alimentarse, estar molestos e irritables. Además, si son lactantes, es muy posible que transmitan la enfermedad a sus madres, quienes pueden sentir dolor en pecho y/o pezones o presentar piel escamosa alrededor de estos.

También las personas con diabetes no controlada de forma adecuada presentarán un mayor riesgo de padecer candidiasis al contener su saliva altas dosis de azúcar.

Recomendaciones

Una vez diagnosticada la candidiasis y recetado el tratamiento adecuado en cada caso, es recomendable limpiar el cepillo con agua e hipoclorito sódico (consultar en farmacias) y renovarlo cada dos o tres meses.

Entre los consejos para prevenir esta afección se encuentran una higiene bucal adecuada, que incluya el uso de hilo dental y/o cepillo interproximal, además del habitual; limitar el consumo de alimentos que contienen azúcar; si se utiliza dentadura postiza seguir las recomendaciones del odontólogo para su correcta limpieza y recibir el tratamiento adecuado en caso de padecer xerostomía (sequedad bucal). Es fundamental no automedicarse y, ante la aparición de cualquiera de los síntomas descritos, acudir al dentista habitual.


Arranca hoy, 5 de agosto, la inscripción de clínicas para la III Campaña Salud Oral y Embarazo [Dentistas Leon]


El Consejo General de Dentistas de España junto a la Fundación Dental Española han arrancado ya los preparativos de la III edición de la Campaña de Salud Oral y Embarazo. Será Noviembre el mes de revisiones a mujeres embarazadas a través de la red de clínicas voluntarias que deseen participar. Para ello, cada clínica interesada […]